A través de redes sociales, el pasado miércoles, el Instituto del Deporte de Tlaxcala (Idet) inició un ciclo de ponencias en materia de Cultura Física y Deporte, en estas pláticas se destacarán la activación física, medicina, nutrición y fisioterapia.

El primer tema fue la “Actividad Física en Tiempos de Confinamiento”, donde el ponente César González González, explicó las diferentes etapas que afectan a las personas en confinamiento, como la desconfianza, el acomodamiento y desacomodamiento.

“La desconfianza es cuando la mayoría de la población no creía o no cree aún en estos tiempos de la pandemia de COVID 19, podríamos dividir a dos personas en esta etapa, la primera es la que no cree, donde no conoce alguna persona cercana en su entorno que esté o haya padecido el virus, esta a su vez genera crítica y aprovecha la situación para replicar incertidumbre sobre la existencia del virus involucrando a más gente en su desconfianza”.

Explicó que existe una segunda etapa, el acomodamiento y desacomodamiento, aquí se integran a nuestra vida nuevas formas de interactuar con las personas dentro del entorno familiar y habituarse a estas nuevas formas de ejercer actividades como el home office y el home school, un ejemplo de ello es que empiezas a generar hábitos distintos a lo de una rutina normal.

En una plática que fue más de 20 minutos, el ponente detalló que existe una tercera etapa que es el aburrimiento, que empieza con el estrés, “todo nos molesta, conflictos con algún integrante de la familia o en ocasiones con vecinos, descontrol del sueño,  mala convivencia e interacción con la familia, intolerancia, irritabilidad, afectaciones del estado de ánimo, cayendo en la desconfianza y temor de será o no será, nuevamente retomando de forma cíclica las etapas en forma de rebote”, aseveró.

González González sugirió que para evitar esta situación, se realiza la actividad física pasiva, como palmadas o algún tipo de instrumento que tengamos en casa, también pueden utilizarse diferentes tipos de pelotas, buscando siempre que la actividad sea lúdica, divertida, dinámica,  variada ejecutando movimientos de manera espontánea, “se recomienda que durante este proceso cada uno de los integrantes de la familia participen fomentando e involucrando algún tipo de valor ya que sirven de aprovechamiento para reforzarlos”.

Y por último, mencionó que después de este confinamiento es mantener la actividad física, “ir retomando las actividades paulatinamente, hacerse un chequeo médico, seguir con las instrucciones de las instituciones de salud y ejercicio aeróbico para una mejor calidad de vida.

Las actividades continuarán los próximos días, donde se informa a través de redes sociales los horarios de transmisión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *